En las redes sociales de la farmacia, no vale con promocionar el negocio y los productos

Publicado en Correo Farmacéutico, 27-01-2015

En las redes sociales de la farmacia se debe de hablar de temas relacionados con la farmacia y con el sector.
“La información que se publica en los perfiles corporativos puede ser referente a productos que
se pueden encontrar en la farmacia o información corporativa que afecte al usuario, pero a
también hay que proporcionarle más información que pueda ser de su interés”, señala Nerea
Fonseca, social media strategist en Marketalia. “Por ejemplo, se pueden ofrecer consejos de
salud, productos novedosos, solución a problemas cotidianos e, incluso, es posible realizar
preguntas o concursos para que los usuarios interactúen”.

Lo bueno de la cosmética es que hay novedades periódicamente: nuevos productos, marcas,
tratamientos o estudios científicos. Los internautas interesados en este ámbito quieren estar al
día, con lo que si la farmacia lo ofrece estará ganando puntos con sus usuarios, además
de lograr mayor número de seguidores o fans.

Más allá de la actualidad, la botica ha de aprovechar las redes sociales para establecer una
conversación con su cliente.Es una oportunidad para atender sus necesidades, resolverle los
problemas, ya sea una duda sobre un cosmético o consejos sobre los cuidados de la piel, y dar
consejos personalizados. Si al usuario le cuesta preguntar, el farmacéutico puede ser
quienformule las cuestiones; preguntar qué rutina facial realizan diariamente puede ser, a
modo de ejemplo, una forma de romper el hielo e iniciar una conversación, demostrando con ello
interés por sus problemas.

FIDELIZAR AL CLIENTE

Precisamente, la posibilidad de interactuar en las redes sociales se puede aprovechar para crear
una relación más cálida y dar un servicio de atención al cliente desde la cuenta de Twitter,
Facebook, Google Plus… Esto fideliza y fomenta la llegada de nuevos clientes que no conozcan
la farmacia. Al fin y al cabo, como reconoce Fonseca, “las redes sociales bien utilizadas pueden
ser un magnifico punto de contacto”.

Además, las redes sociales son una interesante manera de monitorizar su opinión respecto a
un producto o incluso de la farmacia. Esto quiere decir que, si se está atento, el farmacéutico
puede conocer los gustos y preferencias, adaptándose a ellos y mejorando el servicio.

EN QUÉ REDES SOCIALES ESTAR.

Ahora bien, hay que ser selectivos y saber en qué redes sociales posicionarse. No por estar en
todas el farmacéutico va a obtener mejores resultados. De hecho, no es necesario. Fonseca
afirma que “antes de empezar con la estrategia de las redes sociales debemos enfocar cuál es el
camino que vamos a seguir para no caer en el error de realizar un trabajo que después no será
de utilidad.”

Cada red social tiene una funcionalidad y un público determinado. Así, hay que estudiar
detenidamente las posibilidades de cada una y ver si está alineada con los objetivos de
marketing de la farmacia. En redes sociales hay que mantenerse activo, para lo que, se ha de
tener la capacidad para actualizar periódicamente.

En cuanto a qué perfiles seguir, la experta sostiene que no todos son válidos, por ello “es
recomendable centrarse en la calidad y no tanto en la cantidad.” Para crear una comunidad en
torno a la farmacia, los seguidores y seguidos deben de estar interesados en la actividad y estar
dentro del target que buscamos. De este modo, habrá que buscar influencers farmacéuticos,
bloggers expertos en cosmética o publicaciones que informen del sector.